Simulando una carretera con autómatas celulares: el caso del libramiento de Cuernavaca